dijous, 4 d’octubre de 2012

VACUNA DEL PAPIL·LOMA HUMÀ , QUANTES NENES MÉS HAURAN DE MORIR?


MEDNEWS
MUERE OTRA NIÑA TRAS SER VACUNADA CON GARDASIL

http://www.youtube.com/watch?v=cO6x47jk2mk


     Se llamaba Andrea, tenía sólo 13 años y el pasado 8 de septiembre murió tras ser vacunada con Gardasil, la llamada vacuna del virus del papiloma humano que nuestras autoridades sanitarias recomiendan inyectar a toda niña de entre 11 y 14 años obviando todas las denuncias que recuerdan que jamás se ha constatado su eficacia y es peligrosa. Según explica en su web la Asociación de Afectadas por la Vacuna del Papiloma (AAVP) -entidad fundada en su día por una veintena de familias españolas cuyas hijas fueron las primeras afectadas por ella- Andrea era asmática pero nunca había tenido crisis tan serias como las que sufrió tras recibir las dos dosis deGardasil. “Seis días después de recibir la primera dosis –explica esa asociación- presentó unos síntomas similares a los que habían padecido otras jóvenes al ser vacunadas: dolores de cabeza intensos e incapacitantes, molestias gástricas, incapacidad para ponerse en pie, etc. Todo ello acompañado de una crisis aguda de asma por la que tuvo que acudir al servicio de Urgencias en Gijón donde lograron estabilizarla”. Pues bien, a pesar de que los padres explicaron en el hospital lo sucedido a Andrea se le puso la segunda dosis el 23 de agosto por la mañana y esa misma tarde presentaba los mismos síntomas que tras la primera dosis pero con un agravamiento de la dificultad respiratoria. Andrea ingresaría en el hospital en parada cardiorrespiratoria y al no lograr reanimarla los médicos le indujeron un coma. El 31 de agosto la despertaron pero pronto comprobarían que no podía respirar espontáneamente y hubo que conectarla a un aparato. Ochos días después fallecería. Por supuesto, los médicos y las autoridades sanitarias niegan que la vacuna haya tenido algo que ver. A pesar de que en esta revista hemos publicado numerosas informaciones que lo demuestran y que el lector tiene agrupadas en nuestra web –www.dsalud.com- en el apartado Virus papiloma humano entre cuyos artículos destaca el publicado en el nº 114 con el título Así se gestó el negocio de la Vacuna del Virus del Papiloma Humano. Es más, en ese mismo número dedicamos el Editorial al asunto con el título Más de un centenar de niñas españolas, víctimas de Gardasil en el que ya denunciábamos que la que otros denominan también -falsa y gratuitamente- Vacuna contra el cáncer de cuello de útero o Vacuna contra el c&aacut e;ncer de cervix y secomercializa en Europa comoGardasilpor Sanofi-Pasteur-MSD y como Cervarix por GlaxoSmithKline había provocado en más de un centenar de niñas efectos adversos de suficiente consideración como para que los médicos que las atendieron informaran de ello a las autoridades sanitarias, treinta y cinco de ellas con reacciones consideradas “graves” de las que cinco necesitaron hospitalización urgente. Dos de las cuales tuvieron que permanecer más de diez días en la Unidad de Cuidados Intensivos de un hospital valenciano y los padres temieron seriamente por sus vidas. El entonces Ministro de Sanidad y Consumo Bernat Soria intentó una y otra vez tranquilizar a la población asegurando -en una defensa numantina que ya entonces calificamos de nauseabunda- que no se había “demostrado” la relación de la vacuna con el estado de las niñas ¡a pesar de que todas las reacciones tuvieron lugar muy poco después de ponérselas! Posteriormente hicimos numerosas denuncias a nivel institucional que fueron ignoradas. Vergonzosamente porque hoy se sabe que tras vacunarse con ella han muerto en el mundo centenares de niñashabiendo sufrido decenas de miles más graves efectos secundarios.  De hecho hace ahora cuatro años -el 12 de septiembre de 2008- la Asociación Mundial para la Investigación del Cáncer (World Association for Cancer Research) hizo llegar a los medios periodísticos españoles un comunicado sobre esta vacuna del que ninguno se hizo eco en el que se afirmaba: “La World Association for Cancer Research (WACR), ante el comienzo en España de la inoculación masiva en niñas de la llamada Vacuna del Virus del Papiloma Humano, reitera públicamente que tal acción no se justifica ni médica ni científicamente porque ni se ha probado que la vacuna sea eficaz, ni es cierto que impida a las vacunadas contraer en el futuro cáncer cervico-uterino, ni hay estudios que avalen su seguridad. Antes bien, hay datos suficientemente alarmantes como para aplazar esa decisión cuya urgencia no se justifica en absoluto”. Dando a continuación amplias explicaciones de todo ello. Es más, la WACR presentaríaante los tribunales de varias comunidades autónomas la petición de que se dictara una moratoria… y  en todos los casos los jueces se negaron a ello. Lo que no obsta para que nosotros volvamos a insistir a los padres: ¡no permitan que pongan Gardasil a sus hijas! No solo es falso que prevenga el cáncer de cérvix sino peligroso. Como es absolutamente falso que sea “obligatoria” inocularla a ninguna niña o adolescente. En España NINGUNA VACUNA ES OBLIGATORIA. Ni siquiera las que figuran en el llamado Calendario Vacunal. Lo hemos dicho muchas veces. Y quien le diga lo contrario –sea político, médico, enfermera, director de hospital o de colegio-MIENTE.
José Antonio Campoy
Director

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada