dimecres, 20 de març de 2013

FUNCIONS DELS MICROBIS EN ELS ORGANISMES VIUS


 La Dolça Revolució BC

¿Qué pasa con las bacterias y demás microbios, si no se cuecen los alimentos?


Por: Carles

Los microorganismos están presentes, de forma permanente, dentro y fuera del cuerpo, en el que existe un Sistema de Reciclaje, llamado “sistema inmunológico”. Una valiosa prestación que coordina las funciones de los diferentes sistemas que lo constituyen. Actúa como los servicios de una ciudad que atienden a la limpieza, orden, evacuación y comunicaciones entre otras muchas funciones. Estos realizaran con éxito su función, si la carga de trabajo no supera su potencial de servicio eficiente. Por esta razón conviene, dentro de nuestras posibilidades, no ensuciar con malos hábitos, mantener limpios los canales de evacuación y tener todos los sistemas a punto. En resumen, no entorpecer los procesos. 


En nuestro cuerpo, el Sistema de Reciclaje (o inmunológico) identifica y diferencia las substancias propias de las extrañas, reciclando las primeras y eliminando las últimas. Actúa como una farmacia natural dentro del cuerpo. Pero si el volumen de trabajo 
sobrepasa sus posibilidades se acumulan los residuos, ya sea por DEFICIENCIAS en el sistema o por la TOXICIDAD de los mismos. Es con esta situación que los microorganismos, siempre presentes en la naturaleza dentro y fuera del cuerpo, y constantemente atentos, entran en acción para reciclar por su cuenta el material deteriorado o tóxico acumulado. Provocando que el sistema emita una señal de alerta o SÍNTOMA, conocida con el nombre de ENFERMEDAD. 

Los “microbios” nunca se activan atacando a los organismos saludables. Sino que participan en la sanación al intervenir en el reciclaje de los elementos nocivos, provocados por desequilibrio nutricional originado por causa física, emocional, mental, espiritual, o combinación de ellas. 
El alcance y tipo de elementos nocivos que se encuentren en el cuerpo, determina el alcance y tipo de microbios que se activarán e intervendrán en la labor de LIMPIEZA, para colaborar en la sanación de la causa de la enfermedad. 

Si se observa algún SÍNTOMA es que existe alguna DEFICIENCIA o TOXICIDAD y, evidentemente, convendría detectar y cambiar el hábito que lo provoca para evitar la activación de los “microbios”. 
Teniendo en cuenta que variar los hábitos puede ser difícil, ya que las adicciones se generan por déficit de nutrientes necesarios, en su sentido más amplio. 

Experiencias confirmadas por la ciencia están asegurando con evidencia que: 
  • Una nutrición deficiente es causa de enfermedades. 
  • Las enfermedades y sus síntomas se eliminan procurando no entorpecer los procesos naturales. 
  • La función de los gérmenes incluye el reciclaje de materiales. 
  • Los gérmenes participan el proceso de curación. 
  • El tipo de deficiencia nutritiva y ambiente que sufre la persona, determinan el tipo de gérmenes que actúan. 

El Sistema de Reciclaje está formado por multitud de microorganismos, entre los que destacan los linfocitos T y los linfocitos B que vigilan la corrección de los procesos corporales, y se encargan de la eliminación de los elementos a reciclar y los nocivos extraños. 

Por todo ello es muy importante para el Sistema de Reciclaje: 
  • Evitar sobrecargarlo de trabajo (1) para que pueda realizar sus funciones de forma eficiente. 
  • Protegerlo y potenciarlo con los nutrientes (2) adecuados, suficientes y con la mínima contaminación posible. 
  • Realizar ejercicio físico, ya que aporta beneficios a todos los sistemas del cuerpo, potenciando su función. 
  • Proveer al cuerpo de suficientes dosis de sol, aire y agua. 
  • Mantener una actitud positiva y generosa ante TODAS las circunstancias que pueda plantear la vida (3).
  • Disfrutar de suficiente descanso y evitar situaciones de estrés continuado y persistente. 
  • Las células necesitan alimentos con sus enzimas específicos activos, o pasarían hambre real al disponer solamente de alimentos sin ellos. Conviene recordar que los enzimas son responsables de todas las funciones del cuerpo y que se destruyen a temperaturas superiores a 40ºC. 

Además de los canales de aprovisionamiento indicados, también es necesario mantener saludables y 
activos los canales de eliminación de los posibles residuos nocivos y tóxicos. 
  • Riñones (para los líquidos) 
  • Sistema digestivo (para los sólidos) 
  • Piel (para gases y líquidos) 
  • Pulmones (para gases) 

La mejor vacuna para mantener sano el Sistema de Reciclaje es darle poco trabajo, ya que los “microbios” (antiquísima forma de vida inteligente) son capaces de hacer mutaciones para adaptarse a las sucesivas nuevas situaciones. Siempre están disponibles para actuar ante los estados de descomposición y muerte para cumplir con su benéfica acción de LIMPIEZA. Las vacunas contra “microbios”, contribuyen a hacer posible sus mutaciones para continuar con vida y seguir su labor. 

DIFERENCIACIÓN ENTRE SÍNTOMA Y ENFERMEDAD 
Los síntomas del enfermo son la señal de alarma que emite el cuerpo para avisar de una causa peligrosa para él. La respuesta habitual es atacar el síntoma en lugar de atender a la causa. Es como si se tapase el indicador de alarma, en el cuadro de control del vehículo que se conduce, en lugar de arreglar el problema que lo ha activado. La causa se inicia en alguna de las partes más débiles de la persona, según su particular constitución, en un momento determinado. 

El reconocido internacionalmente Dr. Manel Esteller del CNIO (Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas), repetidamente premiado por sus investigaciones sobre el cáncer, demuestra que dos cuerpos con el mismo ADN (como el caso de dos mellizos idénticos, en el de los clones), pueden desarrollar características, personalidades y enfermedades diferentes, más diferentes cuanto más distintos hayan sido su alimentación y su entorno. 

___________________________________________________________                                                    
(1) La mayoría de alimentos vegetales (frutas y verduras frescas) dan poco trabajo al Sistema de Reciclaje. También se pueden incluir las plantas aromáticas como el tomillo, el romero y la albahaca, entre una larga lista. Mejor si son procedentes de cultivo orgánico. Conviene evitar, en lo posible, las proteínas y grasas de origen animal, ya que en su proceso digestivo se producen muchos más residuos para reciclar.
(2) El investigador Weston A. Price, estudioso de las dietas del mundo, ha relacionado la dieta sencilla, a base de alimentos frescos (sin procesar) con la salud física i mental. Ha publicado el “Nutrition and Physical Degeneration”. Muchos otros autores lo corroboran.
(3) Con relación a este punto, investigadores de la Universidad de California “UCLA”, como la Dra. Rita Effros, han mostrado evidencias de la relación MENTE‐CUERPO y su influencia en el envejecimiento y en el desarrollo de enfermedades degenerativas. 

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada